Archive for the ‘Bioingeniería’ Category

Los márgenes del Guadalquivir se fijarán mediante geotextiles

Según estoy leyendo en algunos medios de comunicación, se está ultimando el proyecto de protección de los márgenes del Guadalquivir en el tramo comprendido entre Sevilla y su desembocadura. Este proyecto es una de las condiciones exigidas por la DIA (Declaración de Impacto Ambiental) para poder ejecutar el dragado del río.

Parece que para proteger las márgenes erosionados y degradados del Guadalquivir se va a optar por geotextiles en lugar de las tan comúnmente usadas escolleras, lo cual es de agradecer. Las escolleras no solo son un feo parche de gran impacto paisajístico, sino que sus efectos no son tan positivos como otras medidas y, además, su coste suele ser más elevado. Me hago la siguiente pregunta ante la duda que me plantea la experiencia ¿vendrán también acompañadas estas medidas de la reforestación de las márgenes, recuperando así el arrasado bosque de ribera del Guadalquivir y fijando sus orillas?

A continuación podéis ver dos entradas del blog que escribí hace algunos meses denunciando el uso de escolleras y reivindicando la bioingeniería como la solución más adecuada a los problemas de erosión de los ríos.

Sigue leyendo

La erosión del arroyo de los Alfileres y la deforestación provocan el hundimiento de las laderas de Camas

Hace algunas semanas denunciamos en este blog una actuación poco adecuada y de gran impacto en el arroyo de los Alfileres. Se trataba de la colocación de escolleras para prevenir la erosión remontante que este arroyo producía en su tramo medio. Esta actuación solo solucionaba puntualmente la erosión en esta zona y no evitaba otros graves problemas de erosión de las laderas de la cornisa del Aljarafe ni solucionaba los corrimientos y hundimientos de tierra.

Escolleras en el tramo medio del arroyo de los Alfileres (Fuente: elaboración propia)

Sigue leyendo

Bioingeniería (II): algunas de las técnicas más empleadas

Las técnicas de bioingeniería pueden dividirse, principalmente, en tres grupos: técnicas de recubrimiento, técnicas de estabilización y técnicas mixtas.

1) Técnicas de recubrimiento. Algunos ejemplos dentro de este grupo pueden ser la hidrosiembra y las esteras de ramaje.

La hidrosiembra es una técnica que consiste en proyectar sobre un terreno una mezcla acuosa de semillas y otras sustancias. De esta forma por ejemplo, se pueden revegetar rápidamente taludes de carreteras y evitar así no solo la erosión, sino también el impacto paisajístico.

Hidrosiembra de un talud de carretera (Fuente: http://www.warco.com)

Taludes sin tratar y erosionados en la A-49 a su paso por Tomares (Fuente: Google Maps)

Sigue leyendo

Bioingeniería (I): la manera más económica, natural y sostenible de restaurar los ríos y estabilizar taludes

La bioingeniería comprende una serie de técnicas de restauración ambiental que utiliza principalmente material vegetal vivo (semillas, ramas, esquejes, plantones), aunque puede acompañarse en menor medida de elementos inertes. Se utiliza en todos los ámbitos de la obra civil, pero principalmente en la consolidación de riberas, taludes (carreteras, ríos) y para el control de la erosión.

Arroyo tratado mediante técnicas de bioingeniería (Fuente: http://www.naturalea.eu)

Arroyo Tamarguillo en Sevilla canalizado con hormigón (Fuente: Google Maps)

Arroyo de las Hayeras en Camas canalizado con hormigón (Fuente: Google Maps)

Sigue leyendo

Sevilla deforestada (I): Desprecio al medio ambiente

Hay zonas del Aljarafe que tienen graves problemas de erosión y movimientos de tierra como consecuencia de la deforestación de los últimos años, así como el urbanismo desmesurado.

En el caso de Camas, este problema se da en varios puntos del municipio. Nos centramos hoy en uno de los arroyos que más problemas está causando en los últimos años. Se trata del arroyo de los Alfileres, que baja paralelo a la carretera de Camas-Castilleja de Guzmán. Como consecuencia de la deforestación, estos terrenos arcillosos sufren la erosión de las fuertes lluvias. Este arroyo ha ido excavando y erosionando la ladera del monte (erosión “remontante”), ya que esta ladera carece de una cubierta vegetal cuyas raíces sostengan y protejan el suelo.

Sigue leyendo